miércoles, septiembre 03, 2008

La política como el arte de lo intangible.

Ahora dicen que Cristina y Néstor, encerrados en el dormitorio de Olivos, decidieron, como gesto de cambio, pagar la deuda con el Club de Paris. Y de modo íntegro, no sea cosa que haya que conversarlo con el FMI.


Dicen que el gabinete se enteró sólo unos minutos antes del negocio, no sea cosa que el anuncio se filtre y alguien haga una diferencia con la cotización de los bonos de la deuda.


Bonos que yo, a diferencia de un kilogramo de tomates, no he visto nunca. Dicen que internet hay fotos. En Internet hay fotos de todo. Fotos de los que pidieron esa plata prestada para hacer una central nuclear o un monumento a la pantera rosa. No sé.


Lo afortunado, para Néstor. Lo afotunado para Cristina y lo afortunado para todos es que nadie pataleo.


Cuando digo nadie, me refiero a nadie que sea "alguien". Porque que algún legislador en franca minoría haya hecho berrinche no es nada. Berrinches son los de los locadores de la feria del libro. Esos son berrinches.


Dicen que esto le abrirá la puerta a mercados financieros vedados, hasta ahora, al país.


Supongo que se refiere al acceso a fuentes de finaciamientos de mayor calidad (leáse menor interes).


Supongo que entonces, bajaran las tasas de interes (que son primas de los bonos aunque a estas las personas no las ven pero las sienten).


Si eso va a pasar. Si las tasas de los prestamos van a bajar voy esperando sentado en la valija que preparé para mudarme.


Mientras tanto, uds miren que pasa con las cosas que se ven, como un kilogramo de tomates.

3 comments:

/ar dijo...

Vince, el acceso del banco central a mejor financiacion no va a bajar la tasa de interes bancaria, porque el dinero es para re-financiar la deuda, no represanta cash flow para el pais, no aumenta la base monetaria ni nada.

Las tasas alla deberian igual ser bajas, con la cantidad impresionante de dolares que estan entrando por alimentos mas que nada.

Curiosamente, el otro dia lei que la tasa de crecimiento anual de argentina del anio pasado fue la segunda del mundo, despues de china.

Es paradojico y cruel que cada vez que el mundo la pasa mal y los pobres se mueren de hambre en todos lados, en argentina empiezan a llover dolares sin mayor esfuerzo. Quizas esto sea una de las causas por las que el desarrollo industrial real nunca se produce.

Marcos dijo...

Es cierto. No van a bajar las tasas. En el mejor de los casos van a dejar de subir.
Con respecto a la conexión entre el ingreso de divisas y las tasa de interés, la cosa no es tan así pues el interés es una forma de ponerle medida a la incertidumbre de cobro y si el poder real dice que el gobierno X que administra el estado Z no es confiable estás en el horno.

Además de mi actividad remunerada, colaboro en un banco cooperativo (es fácil adivinar cual es) y mi área es el crédito.
Veo los perfiles crediticios de cierto segmento de empresas y algunos particulares.
La velocidad con la que la oferta de creditos aparece y desaparece es increíble. Es muy dificil planear.
Y como las tasas está siempre atadas a tasas de referencia del Banco central o de algun otro sistema financiero (LIBOR, por ejemplo), hay un propensión inercial a la suba.
En cuanto al desarrollo industrial, quedó claro que el establishment agroexportador que detenta mucho de ese poder real prefiere peones en condiciones medievales a obreros calificados, sindicalizados y con salarios declarados. Por eso si no están contando las divisas de la soja están comprando containers de cachivaches de China que, casualmente, se producen en condiciones cercanas a la escavitud.
A lo mejor alguien si está haciendo un esfuerzo para que lluevan dólares, pero no lo vemos y, en este momento lo están salpicando con agroquímicos.

Anónimo dijo...

Crease o no, Argentina tiene un GDP de 523 x 10^9 dolares, 523 billones como dicen aca, numero 23 en el ranking mundial. Tasa de crecimiento sostenida en los ultimos cuatro anios cercana al 8.5 porciento. Despues de china, en el tope.

Como reference, el gdp de canada es solo el doble del de argentina, con mas o menos la misma cantidad de habitantes. Sin embargo, aca no hay una sola villa miseria.

Llueven dolares, Vince. El gran problema es que alla tienden a caer en unos poquitos lugares.

La tasa de interes en una economia normal esta dada principalmente por la disponibilidad de dinero liquido (y viceversa, asi es como el central controla la disponibilidad de dinero, aka politica monetaria), no por el "riesgo pais" (que afecta el precio de mercado de los bonos de deuda estatal)

La realidad que describis, que es la de la gente y que yo recuerdo muy bien no representa la realidad macro, que seria muy esperanzadora si el "motor" fuese la industria, y no brotes de soja. Que dicho sea de paso empezaron a caer junto con todos los commodities.